La racionalidad

No hay por qué temer que, por volverse racional, uno vaya a quitarle el sabor a su vida. Al contrario, dado que el principal aspecto de la racionalidad es la armonía interior, el hombre que la consigue es más libre en su contemplación del mundo y en el empleo de sus energías para lograr propósitos exteriores que el que está perpetuamente estorbado por conflictos internos.

— Bertrand Russell

Compártelo:Share on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Tweet about this on Twitter
Una frase de Bertrand Russell encaminada a mostrar como la racionalidad no es enemiga de la pasión, el gozo o la sensibilidad. Por el contrario, es su aliada. La racionalidad no como antagonista de la emoción, sino como herramienta a su alcance para lograr su máximo esplendor.

Compártelo:Share on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Tweet about this on Twitter

Javier

Maestro en Ciencias de la Computación (UNAM). Durante mucho tiempo interesado en la difusión del pensamiento crítico, la ciencia y el escepticismo. Estudioso de la inteligencia artificial, ciencias cognitivas y temas afines.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *