Caballo de Troya: la guía definitiva

Jesús de Nazaret

El artículo inicialmente apareció en esceptica.org.

Lector, ¿tienes curiosidad por saber si Caballo de Troya es real? O por el contrario, ¿estas harto/a de que tus amigos, jefes y vecinos, te citen las palabras de Jesús vía el mayor «Jasón» y su amigo «Eliseo»? ¿Que te hablen de los grandes secretos que guarda la USAF? ¿De los swivels y demás parafernalia destinada al viaje en el tiempo? ¡Entonces estás en el lugar correcto!

Caballo de Troya es uno de los mayores éxitos de editoriales de J. J. Benítez, y aún hoy, es muy vendido. ¿De qué va? Ya saben: militares realizando proyectos ultrasecretos de viaje en el tiempo, que deciden ir a la Palestina de Jesús de Nazaret, lugar (y momento) donde la revelación golpea su alma, convirtiéndolos en transmisores del mensaje espiritual del hijo de Dios.

Así dicho no parece haber nada extraño, quizá una historia sugerente pero nada más, con la salvedad de que muchos de sus lectores piensan que la trama ahí narrada… agárrense de la silla… no es ficción. ¡Ay nanita!

Para zanjar tan importante asunto, he aquí este escrito (artículo solo para conocedores o amigos de los conocedores).

Bueno. ¿Es o no es real?

Para el creyente no se puede zanjar una cosa de semejante importancia así nada más. Y estoy de acuerdo. Esto tiene mucha tela de donde cortar. Antecedentes, evidencias y todo; servidos aquí, en escéptica, en bandeja de plata para nuestros lectores. ¡A la carga pues!

Fuentes de «inspiración»

A J. J. Benítez le encanta hablar de sus miles de fuentes de inspiración. Yo solo voy a mencionar tres relacionadas con la confección de Caballo de Troya: El libro de Urantia, los documentos de Nag Hammadi, y los documentos del caso UMMO.

Las cuestiones técnicas: el caso UMMO

Portada del libro Cdt1

El caso o fenómeno «UMMO» fue muy popular en España allá por los años 60 y 70. Y comenzó con la recepción de cartas escritas por supuestos extraterrestres a diversas personalidades. Literalmente «mecanografiadas». ¡Sí! ¡En maquina de escribir y todo! Pero no se dejen engañar amigos lectores. Estos mensajes alienígenos no eran los típicos «amaos los unos a los otros», «hagan la paz y no la guerra» o «no dilapiden su energía». No. Aquí se hablaba de biología, física, filosofía. Del cosmos. En plan divulgativo se hablaba hasta de las cámaras fotográficas de los extraterrestres. ¡Sí señor!

¿Qué tiene que ver esto con Caballo de Troya? Pues J. J. Benítez, como «investigador» del fenómeno OVNI, conocía este caso. Y como tal, también tuvo acceso a los documentos UMMO. Dichos escritos, que rebozaban de descripciones técnicas y científicas sobre multitud de asuntos, no pasaron desapercibidos ante sus ojos, y los aprovecho muy bien. Podríamos decir que la práctica totalidad de los vericuetos técnicos empleados por nuestros funcionarios de la USAF, los viajeros en el tiempo, están sacados de ahí, formando parte de la novela Caballo de Troya. Y a las pruebas me remito.

¿Recuerdan los swivels, esas entidades elementales que «girando su eje» nos podían hacer viajar por el tiempo? Bien. Esas entidades, en los documentos UMMO, se llaman ibozoo uu. ¿Recuerdan la «membrana», esa cosa que envolvía a la «cuna» (la máquina del tiempo)? En los documentos UMMO se llama itooaa. Y cuando digo «se llaman» me refiero a que Benítez cogió el texto de los documentos UMMO tal cual, ¡y solo cambio el nombre de las entidades mencionadas! Alucinen:

Extracto de los documentos UMMO:

Como hemos reiterado en páginas precedentes, en el instante en que todos los IBOZOO UU correspondientes al recinto limitado por la ITOOAA cambian de «ejes» en el marco tridimensional en que está situado el observador, toda la MASA integrada en dicho recinto deja de poseer existencia física.

Un extracto de Caballo de Troya:

Como ya he reiterado en otras oportunidades, en el instante en que todos los swivels correspondientes al recinto limitado por la membrana cambian los ejes en el marco tridimensional en que está situado el observador, toda la masa integrada en dicho recinto deja de poseer existencia física.

Una transcripción del documento UMMO mencionado arriba (dedicado a las naves ummitas) lo pueden encontrar siguiendo este enlace (ZIP).

Ovni UMMO
Famosa fotografía del caso UMMO, con el símbolo característico en la parte de abajo.

Este es solo un pequeñísimo ejemplo. Lo transcrito es MUCHO MÁS. Para zanjar la cuestión de que Benítez conocía este pasaje en particular, baste decir que él mismo lo cita, con anterioridad a la publicación de los Caballos de Troya, en su libro, Los astronautas de Yavé en el capitulo 22: La cueva, permanentemente iluminada, en la sección: ¿Un cambio tridimensional instantáneo?

La inspiración ummita no se limita al viaje temporal, también está presente en cosas como las «lentes gaseosas» que Jasón utiliza en la «Vara de Moisés», en sustitución de los primitivos lentes formados por cristales (el texto ummita correspondiente se encuentra aquí en ZIP), así como las memorias de titanio que usa la revolucionaria computadora de la «cuna» (el documento ummita correspondiente se puede leer dentro de este ZIP aquí).

(Los documentos ummo citados son cortesía de ummo-sciences.org).

No está de más mencionar que el caso UMMO ha sido considerado un gigantesco fraude desde hace mucho. Y la descripción del viaje en el tiempo de Benítez está inspirado en él. Así es, no hubo tal viaje en el tiempo. Lo siento.

El autor sosteniendo un libro
Que alguien me haga dormir más.

Como extra a los datos técnicos aparecidos en la novela, podemos mencionar que los análisis científicos hechos a la sábana que envolvió el cuerpo de Jesús, mencionados en Caballo de Troya (en el 3 si no mal recuerdo), están fuertemente «inspirados» en el libro Veredict of the Shround de Kenneth E. Stevenson y Gary R. Habermas. Título traducido en algunos lugares al español como La Sábana de Cristo. No es de extrañar, si Benítez en su libro El enviado, también se «inspiró fuertemente» en dicho trabajo.

Me reservo el derecho a no dar mucho crédito a las conclusiones de estos señores, que ven al sudario como una prueba de la presencia de dios en la Tierra.

Zanjado el asunto de si se realizo el viaje al pasado o no, queda por delante lo que más importa al devoto…

Y el mensaje espiritual, ¿qué?

¡Aquí está la médula del asunto! A la gente no le importa mucho que un viaje en el tiempo no sea real, con tal de que el mensaje espiritual de su Jesús permanezca intacto. Este no será el momento para hablar de ello. Tan solo se citarán las fuentes que demuestran que Caballo de Troya no es un trabajo original. Quizá en otra ocasión (o lugar) hablemos de la veracidad de esas fuentes «originales» de las cuáles «bebió» J. J Benítez. Y no. No salen bien paradas tampoco.

El Libro de Urantia

El libro de Urantia

A lo que venimos. Aunque ha sido anunciado por muchos lo repito: la principal fuente de la narración, hechos, trama, mensaje espiritual y demás; se encuentra en El libro de Urantia. Pero, ¿y ese quién es? Vayamos por partes.

El Libro de Urantia (LU) es un masivo libro consistente en 2,097 páginas en inglés. Se autoproclama «la quinta revelación de los tiempos» y sus seguidores se lo toman muy en serio. Se presenta a sí mismo como una compilación de datos de origen sobrehumano. Se describe como una revelación que presenta la información desde el punto de vista de ciertas personalidades celestes. Los temas tratados principalmente son: visión cosmológica del universo, datos científicos relativos a la organización planetaria, historia de la tierra, vida y enseñanzas de Jesús. De su existencia se deriva la creación de la llamada Urantia Brotherhood y la Urantia Foundation, principales organizaciones dedicadas a su difusión.

Si deseas consultar nuestro análisis de El Libro de Urantia, consulta: El Libro de Urantia, un análisis, en este mismo blog.

Pues bien, Benítez acepta (a veces, después de hacer mucho berrinche), que se «inspiró» en dichos manuscritos. Nosotros decimos que se los copió. Afortunadamente El libro de Urantia está en línea. Si eres de los que se sabe Caballo de Troya de memoria, entonces no tendrás problemas en comprobar las «transcripciones» literales por ti mismo. ¡Ahí van algunas referencias!:

Hay muchas más, pero dejamos al lector encontrarlas. ¡Está todo! Los problemas de Jesús con su madre, el amor que sentía una chica llamada Rebeca por Jesús. Todo… bueno, casi todo.

Unas muy contadas palabras que Jesús comparte con Jasón en la primera entrega de la novela no están en El libro de Urantia. El autor «bebió» de otra fuente: los documentos de Nag Hammadi.

Evangelios apócrifos

Los documentos de Nag Hammadi son una colección de textos gnósticos de los primeros cristianos descubiertos en el pueblo de Nag Hammadi, Egipto, en 1945. Y su documento más famoso es el Evangelio apócrifo de Tomás, con la única copia completa conocida.

Los documentos de Nag-Hammadi

En él podemos encontrar muchas frases aparecidas en el primer número de Caballo de Troya. Palabras perdidas que no aparecen en El libro de Urantia. Un pequeñísimo ejemplo:

Extracto del Evangelio de Tomás (versículo 2):

Yeshúa dice: Que quien busca no deje de buscar hasta que encuentre, y cuando encuentre se turbará, y cuando haya sido turbado se maravillará y reinará sobre la totalidad {y hallará el reposo}.

Un extracto de Caballo de Troya:

Bienaventurado el que busca, aunque muera creyendo que jamás encontró. Y dichoso aquél que, a fuerza de buscar, encuentre. Cuando encuentre, se turbará. Y habiéndose turbado, se maravillará y reinará sobre todo.

De la totalidad de 114 versículos del Evangelio de Tomás, su servidor ha encontrado los siguientes como incluidos, de alguna u otra forma, en Caballo de Troya: 2, 3, 4, 5, 16, 17, 18, 28, 29, 30, 37, 47, 75, 82, 100, 113, 114.

Los conocedores de la obra los reconocerán en seguida. ¡No vaya a ser que este evangelio resulte más leído que los «oficiales»!

(Se puede consultar el Evangelio de Tomás completo a través de éste vínculo).

¿Pero por qué insiste la gente en que es real?

En principio, el problema parece cosa de los lectores más crédulos al pensarse que una historia como esa podía ser real. Pero Benítez ha tenido su papel en la fiebre troyana.

Siempre que puede, insiste que es el producto de una investigación. ¿Cuál investigación? Todo está en LU, en otros libros, ¡o se lo inventa! (o lo aplica mal, como Daurmith, que sabe más de historia que yo, nos ha señalado en un caso particular).

J.J Benítez
J. J. Benítez. Se ve feliz.

Con motivo de la aparición de su libro Hermón. Caballo de Troya 6, en una entrevista para La Vanguardia [9-jun-1999] J. J. Benítez textualmente dice: «No es una novela. Muchos se quedan más tranquilos pensando que es una novela». Cuando le preguntan «¿Qué es entonces?», responde: «Investigación. Yo soy periodista. […] Yo no invento nada». La actitud de Benítez a sido muy ambigua. Cuando se le preguntaba si la novela era real se limitaba a contestar cosas como ésta (preguntas y respuestas tomadas literalmente de su página web oficial [16-dic-2001]):

PREGUNTA: «¿Que hay de cierto en estas acusaciones que hacen sobre su «plagio» sobre el Libro de Urantia referente a la Saga Caballo de Troya?»
RESPUESTA: «Esas acusaciones son una calumnia.»

PREGUNTA: «¿Cuanto hay de verdad en Caballo de Troya?¿Lo escribiste entrando en alfa y «viajando» hasta allí?»
RESPUESTA: «Quizá lo haya repetido un millón de veces: en los Caballos hay mucha más verdad de lo que podamos imaginar. No lo escribí en estado alfa. La fuente es la «mejor»…»

PREGUNTA: «Hola Juanjo, una vez más he de preguntarte lo siguiente pues es muy importante para mi. ¿Caballo de Troya esta basado en hechos reales?»
RESPUESTA: «Repito: la información contenida en los «Caballos» no es ficción.»

Uno podría atribuir esas respuestas a una fe ciega en los escritos de Urantia por parte de J. J. Benítez. ¿Será?

Pero eso no era lo que decía antes. En las primeras ediciones de Caballo de Troya aparecía un epílogo, que era explícito sobre la ficción contenida en la novela. Aquí está:

Epílogo
(Haz clic para verlo a tamaño completo)

El epílogo desapareció misteriosamente en ediciones posteriores. ¿Quién entiende?

Para terminar

Se mencionaron tres fuentes de inspiración que terminaron siendo cuatro, revisamos las fuentes originales de nuestro autor. Conocimos su cuestionable proceder. Todo a vuelo de águila. Pero bueno, se hizo.

Que Caballo de Troya ha causado revuelo lo sabemos de sobra. Que ese revuelo se deba a que la gente crea, o quiera creer, que cuenta una historia verídica, preocupa.

La pregunta que realmente intriga mi alma es la siguiente: ¿J. J. Benítez es simplemente un embaucador, o de verdad ya perdió la cabeza por El Libro de Urantia y se lo traga todo, justificando con su «mensaje espiritual y de amor» su no muy ético proceder? Eso amigos, el verdadero misterio que encierran los Caballos de Troya, solo él lo sabe.


La imagen de Benítez salió de aquí.
La portada de El libro de Urantia salió de Sabiduría Herética.
La recreación de los documentos de Nag Hammadi salió de acá.

Javier

Maestro en Ciencias de la Computación (UNAM). Durante mucho tiempo interesado en la difusión del pensamiento crítico, la ciencia y el escepticismo. Estudioso de la inteligencia artificial, ciencias cognitivas y temas afines.

También te podría gustar...

196 Respuestas

  1. Rodrigo G. dice:

    «Que ese revuelo se deba a que la gente crea, o quiera creer, que cuenta una historia verídica, preocupa»…Pues es revuelo lo causan ustedes con preguntas sin respuestas…Ahora, «preocupa» que la gente prefiera creer en esta imagen de Jesus mas humana frente a la de las religiones ¿te parece mal?. puede parecer oportunista por part del autor y hacer marketing al no revelar sus fuentes y quiera darle algo de suspenso a su obra ( de la cual pero tiene y mucho) pero Caballode Troya se sigue vendiendo igual y transformando a demasiadas personas.

    • Windows 10 clean install but wont connect to internet? Windows 10 does not necessarily include the drivers for the network any unrecognised or unsupported hardware. If Windows 10 has not been able to identify a particular piece of hardware

  2. Antonio Porter dice:

    Todo es ficción. NADIE estuvo allí para verlo y contarlo. J. J. Benítez simplemente aprovecha (y hace muy bien) la necesidad de la gente de creer en algo. Han existido y existirán muchos J. J. Benitez. Todo este tema surge por la desesperación del ser hunano ante la muerte y el sentdo de la vida. Repito, nadie sabe lo que realmente ocurrió. Saludos

  3. Maria E dice:

    Creer o no creer! Esa no es realmente la pregunta correcta, sino, que te mueve en tu interior la lectura de la saga de CdeT? Hay en el ser humano algo llamado “ sentimiento” que va más allá del razonamiento y que sacude lo más profundo de tu ser! Eso no es de creer o no creer! Que sientes al beber esos libros?

    • Javier dice:

      Claro que es de creer o no creer, porque hace afirmaciones fácticas sobre algo que puede ser cierto o no. Y ese sentimiento que mencionas, su justificación, depende enteramente de si lo son o no.

      • AlLex dice:

        La magia está en dejarse llevar más allá si los créditos son de Benitez o no si no de plantearse la posibilidad de algo más allá y completarlo con tu diario vivir, lectura agradable , liviana y con un mensaje espiritual que hace falta en estos tiempos de soledad y cuarentena de muchas personas independiente de la construcción del mismo

  4. Sistemas dice:

    El tema de religión-espiritualidad es bastante espinoso, debatible y complicado.
    Acabo de leer toda la saga, los Caballos, El Relámpago y el Diario de Eliseo.
    Bastantes cosas para pensar.
    El estilo de escribir de Jasón bastante pantanoso, repetitivo y abrumante. Eliseo es m ás práctico y concreto en sus relatos.

  5. Yere dice:

    Existen montones de libros de diversos temas basados en previas investigaciones.. Numerosos libros de las mismas investigaciones, con el mismo mensaje pero escritos de forma diferente y cada quien ‘vibra’ con el que mas le guste.. . . No comprendo porque este señor JJ Benitez ha sido tan juzgado por algo que es cotidiano .. Que cada quien lea lo que quiera y que cada quien crea lo que quiera, no todos somos iguales.. Que malvada manía tiene el ser humano la de juzgar como si nunca hubisen pecado y la de imponer como si fuesen el Dios de la verdad y moral absoluta.
    Si les parece un fraude CT no lo lean y punto.
    Apliquen el respeto al libre albedrío que enseña URANTIA!

    • Javier dice:

      No se «juzga», simplemente se señalan los engaños que ha perpetrado, nada más. De paso, se muestra lo que ya es obvio: CdT no es una historia real.

      Si causa tanto escozor señalarlo, es porque a la gente le importa y necesita la idea de que sí lo sea. Lo siento mucho. Es mentira.

  6. Iván Franco dice:

    En CDT el mayor dice claramente que no le es lícito mencionar las fuentes de ésa tecnología, que pudiera ser efectivamente ET y por ende coincide con los UMMO.
    El evangelio de Tomás tiene similitudes con CDT como las que existen con otros evangelios, es totalmente normal.
    Y con la misma lógica, vemos que el LU coincide con CDT, pudiendo ser, así, prueba de que ambos testigos dicen la verdad y por eso declaran lo mismo.
    El epílogo ha sido explicado por JJ en entrevistas como la exigencia de su editor por el miedo a las turbas enardecidas moralinas de la época.
    No defiendo la total verdad de CDT, este refutamiento lo hago, también, como muestra de admiración a tú artículo Javier. Gracias.

    • Margot dice:

      La verdad es que las personas quieren «algo más»..de lo que ya sabemos. Pero mi opinion es que si verdaderamente eres creyente ni por ERROR te mueve ni un gramo de tú FE. Este libro esta lleno de mentiras, no porque yo lo dig, si no por todo lo anterior que se menciona ya en este artículo y porque al leer el libro te das cuenta en muchos casos que menciona, las tonterias que dice, como el caso del que llega un «algo» en el ovni vestido con botas doradas… jajaja que cosas. Nuestra Fe debe estar basada en la biblia, en lo que ya hemos comprobado miles de veces en nuestras vidas y experiencias, todo nos lleva al mismo lugar: la Santa Biblia.

  7. Un tipo Cualquiera dice:

    No habéis entendido nada. Ni los que se creen que el viaje en el tiempo a la época de Jesus fue real, ni los que os empeñáis en desmontarlo.

    Creo que deberíais hacer un pequeño repaso a la historia. Quizás recordando qué fue en realidad y cuál fue el proposito del caballo de troya en la guerra de troya, entendáis por qué en el libro la operación secreta en la que viajan al pasado se llama «Operación Caballo de Troya».

    Mucho mas evidente se vuelve todo cuando en el libro «El dia del relampago», el general curtis le dice al mayor: «Si vas a publicar esto, debes restarle credibilidad a la historia».

    En el libro, la operación Cabayo de Troya no es mas que una tapadera, para restar credibilidad a la información que el autor realmente está queriendo transmitir.

    • Javier dice:

      ¿Seguro que no entiendo nada? Amigo, la línea de «si vas a publicar esto, debes restarle credibilidad», es una simple excusa ante las inevitables críticas. Una línea ad-hoc para perdonarle cualquier inconsistencia o declaración absurda. ¿No es obvio?

      Tu lectura sobre el hecho de que Caballo de Troya es, simplemente, la analogía de una máquina (o novela) que tiene dentro de su envoltura el «verdadero mensaje», pudo haber sido la intención de J. J. Benítez. Pregunta: ese contenido, ¿es real o es una fantasía? ¿Estas asumiendo que es real? ¿Por qué?

  8. natu dice:

    pero qué bueno, ha hecho usted un gran trabajo, muchas gracias

  9. María dice:

    Cualquiera que se ha leído toda la Saga de Caballo de Troya se da cuenta de que es real pero real.
    Además de no solo habla de la vida de Jesús, habla de adelantos científicos con mucho detalle y que todavía se desconocen de cara al público.
    Hay un antes y después de leer todos los libros.
    Es pura magia.
    Por cierto quien escribió El libro de Urantia?

    • José dice:

      El Libro de Urantia

      Es una obra espiritual, teológica y filosófica acerca de Dios, la ciencia, la religión, la filosofía y el destino. Fue escrita entre 1922 y 1955 y publicada por primera vez en Estados Unidos en 1955; se desconoce su autor o autores, aunque el texto dice haber sido escrito directamente por criaturas celestiales, empleando un ser humano dormido como modo de transmisión. El Libro de Urantia es muy controvertido en su contenido y en su interpretación: mientras para algunos es una obra filosófica, para otros no pasa de ser una entretenida forma de literatura de ciencia ficción.

      La palabra «Urantia» es originaria de El Libro de Urantia, y es el nombre que en él se da al planeta Tierra. «Urantiano» es así sinónimo de Terráqueo. Algunas veces se utiliza este término para referirse a un lector del libro o a algún movimiento inspirado en él.

      El Libro de Urantia fue publicado sin nombre de autor. Fue redactado entre 1922 y 1955, y en él se afirma que fueron numerosas personalidades sobrehumanas, que ocasionalmente hablan en primera persona al final de algunos documentos, las que colaboraron con la escritura del texto, valiéndose de un humano durmiente como medio de transmisión.

      Martin Gardner ha demostrado que el «recopilador» de la información plasmada en El Libro de Urantia fue el Dr. William Sadler y su familia, quien en 1923 coordinaba un grupo de ex-pacientes que se transformó en la comisión de contacto que recibió la revelación.

      La «Fundación Urantia», formada a partir de este grupo de contacto, publicó El Libro de Urantia por primera vez en 1955 en Estados Unidos, en idioma inglés, y desde entonces ha sido traducido a multitud de lenguas. En el 2001 la Fundación perdió los derechos de autor de la versión inglesa por una decisión judicial, por lo que el texto original de la versión inglesa es desde entonces de dominio público. Copias completas del libro se encuentran disponibles en Internet en formato digital. La publicación, traducción y defensa del copyright de las traducciones corresponde aún a la Fundación Urantia con sede en Chicago (Illinois, Estados Unidos).

      La traducción al español del año 1995 fue realizada (a diferencia de todas las otras traducciones) por una empresa de traducción de la ciudad de Nueva York que se dedicaba a traducciones comerciales. El producto de esa traducción es un texto difícil de leer, con una sintaxis no natural y con perlas negras como «diecicinco» en vez de «quince». En el año 1999 se reeditó con la parte IV retraducida por completo y con las otras tres partes retocadas para evitar errores de traducción notorios.

      En la actualidad existe una «Asociación Internacional Urantia» (AIU), una entidad destinada a coordinar los grupos de lectores alrededor del mundo. Existe además la «Fraternidad de Urantia» (Urantia Fellowship), una organización independiente de la Fundación Urantia que también fomenta el intercambio entre grupos de lectores.

      El Libro de Urantia declara ser una revelación celestial, más exactamente la quinta revelación que marca una época en la historia del planeta.

      La primera revelación fue hace medio millón de años, cuando aparecieron las seis razas de color y el Principe Planetario Caligastia fundó una ciudad en medio oriente -llamada Dalamatia- con el propósito de ayudar a convertir al hombre de cazador a labriego. Durante trescientos mil años funcionó perfectamente, pero con la rebelion de Lucifer y la adhesión de Caligastia a su causa el plan se interrumpió y muchos de los avances sociales logrados se revirtieron por la confusión posterior.

      La segunda revelación tuvo lugar hace treinta y siete mil años, cuando Adan y Eva llegaron a Urantia en una zona llamada Eden (actualmente en el Norte del Líbano) con la misión de mejorar la calidad genética de las razas humanas a través del cruce de éstas con su progenie. Esto no llegó a concretarse porque pocos siglos después de su llegada (cuando su progenie aún no llegaba al millón de individuos) Eva cayó en el error de procrear con un humano, contraviniendo la indicación divina de que sólo su progenie podía proceder de esa manera. Este error de Eva y la decisión incondicional de Adán de acompañar a su consorte en cualquier destino que le correspondiera por su error hicieron que ambos perdieran su condición de inmortalidad y que poco más de un siglo a partir de la falta murieran de vejez.

      La tercera revelación fue realizada por Maquiventa Melkisedek, que se presentó en Palestina hace unos cuatro mil años con el propósito de mantener vivo el monoteísmo (que iba en franco retroceso en todo el planeta) y pactó con Abraham que si él y su descendencia mantenían la fe en un dios monoteísta, de su pueblo nacería un enviado de las alturas.

      La cuarta revelación la hizo Jesus de Nazareth con el doble propósito de revelar la personalidad de Dios al hombre actuando en cada ocasión como habría actuado Dios mismo de haber estado allí y de revelar al universo la personalidad de una criatura humana consagrada a cumplir la voluntad de Dios.

      La quinta revelación es el Libro de Urantia
      Contenido teológico y cosmológicoEditar

      El Libro de Urantia declara la existencia de un Dios trino, personal, autoconsciente y volitivo que es creador y sostenedor del Universo y está motivado -en la relación con sus criaturas- primordialmente por el Amor (definido como «el deseo de hacer el bien a los demás»). Por ello declara que en lo que respecta a las criaturas del universo, Dios es ante todo un Padre. Si bien tiene semejanzas con el cristianismo, no es una extensión ni una escisión de él. Presenta una nueva perspectiva de los dogmas de la trinidad y la divinidad de Jesús de Nazareth pero niega rotundamente otros como la virginidad de María, su inmaculada concepción, la doctrina de la expiación, el [[infierno, el purgatorio y la resurrección de la carne

      Describe al universo como centrado en la «Isla Eterna del Paraíso»[11], punto focal y morada eterna de la deidad. Informa sobre la existencia de un universo central, llamado «Havona»[12], que envuelve a la Isla del Paraíso formado por mil millones de mundos organizados en siete niveles concéntricos. Tanto el Paraíso como Havona son co-eternos con la deidad, así como todos los habitantes nativos de ese universo central, los trascendentales.

      En torno a este universo central giran siete supercreaciones del tiempo y el espacio, los siete superuniversos[13] en proceso de creación y evolución. Cada superuniverso se organiza en diez sectores mayores, cada sector mayor en cien sectores menores, cada sector menor en cien universos locales, cada universo local en cien constelaciones, cada constelación en mil sistemas locales y cada sistema a su vez es integrado por hasta mil planetas habitados. Urantia es el planeta 606 del sistema de Satania en la constelación de Norlatiadek del universo local de Nebadón. Nebadón es un universo local del sector menor de Ensa en el sector mayor Splandón en el séptimo superuniverso, Orvontón.

      Los siete superuniversos son creados a imagen de una de las posibles combinaciones de la trinidad, Padre, Hijo, Espíritu, Padre-Hijo, Padre-Espíritu, Hijo-Espíritu y Padre-Hijo-Espíritu y en cada uno de ellos se desarrolla primordialmente uno de los siete propósitos de la deidad, de los cuales el libro únicamente revela el desarrollado en nuestro superuniverso: la elevación de las criaturas humanas desde el nivel material de existencia hasta el nivel espiritual. Más allá de los siete superuniversos existen los llamados niveles del espacio exterior, donde se está acumulando y organizando materia pero donde aún no hay vida. Cada nivel es notoriamente mayor que el anterior en extensión y potencialidad de materia contenida.

      La elevación y espiritualización de la criatura material es el propósito primordial de nuestro superuniverso y es el tema central de la revelación de Urantia.

      El Libro de Urantia sostiene que cada ser humano en este planeta cuya mente sea normal -esto es que sea capaz de decisión moral- y haya cumplido los seis años de edad, está habitado por un fragmento absoluto cualificado del Padre Universal[14]. Dios mismo reside en la mente de cada persona compartiendo todos sus pensamientos, sentimientos, alegrías, tristezas, temores y ansiedades como guía inspiradora de la personalidad, pero actúa únicamente cuando la criatura -haciendo uso de su libre albedrío- busca esa guía. Este fragmento residente realiza una copia de toda experiencia de la criatura que sea de valor espiritual y la mantiene para que sea parte integral de la criatura al despertar tras la muerte física.

      Define el pecado como la oposición consciente y volitiva a la voluntad del padre[15] y «la voluntad del padre» es -tal como es capaz de percibirla el ser humano- la suma de los más altos ideales; por ello vivir buscando hacer la voluntad de Dios es equivalente a esforzarse por vivir cada vez más en armonía con los más altos ideales de cada uno. La remisión de los pecados debe entenderse como el restablecimiento de las relaciones leales entre la criatura y su creador.

      El Libro de Urantia augura un camino muy largo de perfeccionamiento y espiritualización para transformar a la criatura material en un espíritu exaltado, más de quinientos niveles pre-espirituales y mil millones de escalas en el camino espiritual antes de alcanzar al Padre; pero una vez alcanzado la criatura material se habrá convertido en la única criatura del universo que conoce todos los posibles niveles de existencia por experiencia vivencial propia.[16]

      El libro incluye temas como historia, sociología, paleontología, arqueología, evolución y otros muchos que hacen al marco conceptual total del libro. Sostiene la existencia de una vastísima organización universal creada en gran parte para fomentar la evolución de las criaturas materiales hasta el nivel de perfección paradisíaca, basando fundamentalmente esa evolución en la experiencia personal de la criatura.

      PD: información tomada de la red

      Saludos

      Bendiciones

      • José dice:

        La Fundación Urantia fue instituida en 1950 para custodiar el texto original de El libro de Urantia y asegurar la difusión de sus enseñanzas, con la ayuda de los lectores y las organizaciones fraternales. El objetivo de este sitio es dar servicio a la comunidad de lectores de El libro de Urantia, y de ningún modo implica responsabilidad hacia ningún individuo, grupo religioso u organización social.

        La Fundación Urantia es una fundación educativa y sin ánimo de lucro, que se rige por la Declaración de Fideicomiso. Lleva imprimiendo el libro en inglés desde 1955 y en los últimos años lo ha traducido a muchas otras lenguas del mundo.

        La sede de la Fundación Urantia se encuentra en el 533 Diversey Parkway, Chicago Illinois, EE.UU.A. El edificio se constuyó en 1905. Antes de la publicación de El libro de Urantia, el edificio sirvió para albergar a las reuniones regulares de los primeros lectores de los transcritos. La propiedad fue legada a la Fundación Urantia en 1969. En la actualidad contiene oficinas, un sótano para almacenar y enviar los libros, la «sala de foro» para reuniones y grupos de estudio, y además, dos apartamentos residenciales.

        Retos de futuro…

        El libro de Urantia nos dice:

        «El desafío religioso de esta era pertenece a aquellos hombres y mujeres visionarios, progresistas y con discernimiento espiritual que se atrevan a construir una nueva y atrayente filosofía de la vida a partir de los ampliados y exquisitamente integrados conceptos modernos de verdad cósmica, belleza universal y bondad divina». (43:3) 2:7.10

        Las enseñanzas que contiene El libro de Urantia, cuando se abrazan en el corazón y en la mente, tienen el poder de traer a la realidad el mensaje divino del Maestro: «Paz en la tierra y buena voluntad entre los hombres».

        Entregar esta revelación a las almas necesitadas de su mensaje espiritual sin publicidad invasiva, sin creación de iglesias y sin evangelización es el desafío al que nos enfrentamos. Hay planes en marcha para aumentar el número de traducciones hasta sesenta para el año 2030, así como para proporcionar canales mundiales de distribución. Para entonces, aproximadamente un ochenta y cuatro por ciento de la población del planeta podrá leer El libro de Urantia en su lengua materna.

        Con el fin de tener éxito en este ambicioso programa, la Fundación Urantia necesita el apoyo y la ayuda de personas como usted. Si quiere participar en el trabajo de divulgar las enseñanzas de El libro de Urantia a todos los pueblos del mundo, o si solo quiere información adicional, háganoslo saber.

  10. José dice:

    Desde que comienza el relato en la casa de Lázaro en Caballo de Troya…los discursos o palabras que dice Jesús en esta o en la cena que realizan en su honor en la casa de Simón el «Leproso» son exactamente iguales a los que JJBenitez transcribe en CDT, al igual que todos los discursos que da Jesús en el Templo De Salomón, el relato de su entrada triunfal de Jesús a Jerusalen con todo y como consiguió el pollino o burrito y a quienes envió a que lo recogieran y que después lo entregaran de nuevo a su dueño, etc etc etc

    En si, TODO lo que se narra en el Libro de Urantia(escrito en 1955) sobre lo que dijo, lo que le sucedió y circunstancias alrededor de la vida de Jesucristo, se narran tal cual en Caballo de Troya.

    Solo que en este, JJ Benitez añadió al script, un «viaje en el tiempo» por dos ex-militares de la Fuerza Aérea Estadounidense.

    Y ya después JJ Benitez de ahí se soltó dando rienda suelta a su inspiración o dando mas explicaciones a lo que va sucediendo en la trama (obviamente apoyándose de otros libros como ; los documentos de Nag Hammadi o los documentos del caso UMMO u otros textos evangélicos y apócrifos) y alargando mucho mas la historia de lo que va sucediendo o a lo que dice el nazareno, haciéndola mas explicable, entendible y hasta mucho mas interesante.

    Pero a veces haciéndola mas absurda al agregar cosas de su propia imaginación o inspiración, como esa de los objetos metálicos surcando por los cielos y que uno de ellos tiene casi 2 km de circunferencia y tapa el sol, provocando un eclipse, y otro que se posa sobre el nazareno y emite una luz de donde sin razón aparece un hombre gigante de mas de 2 Mts de altura, rubio, con botas doradas y un traje muy parecido al que usan los pilotos aviadores, o de que en su segundo viaje en el tiempo «la cuna» se vuelve a posar en el mismo sitio donde se posó anteriormente «la cuna» en su primer viaje en el tiempo, pero que en el segundo viaje este lo hicieron como entre la 1:30 y 2:00 AM (no recuerdo bien la hora) del 9 de Abril del año 30 y ellos en su primer viaje en el tiempo despegaron de ese mismo sitio como a las 5:45AM del 9 de Abril del año 30. ¿Cómo es posible eso? si ellos querían aterrizar ahí mismo, no hubieran podido, ya que en ese mismo lugar, ellos ya lo estaban ocupando ese espacio, ¡ya estaba ocupado por ellos mismos por «la cuna»!….y otras incoherencias que nomás no cuadran.

    Para terminar el señor JJ Benitez no solo se fusiló, plagió o copió….o se inspiró para hacer sus 9 Caballos de Troya, si no también de ahí mismo, del Libro de Urantia, copió y se inspiró para hacer: La Rebelión de Lucifer, El testamento de San Juan, El diario de Eliseo, El Día Del Relámpago y GOG

    En fin, no niego que es bastante interesante el relato y que aporta Fé y esperanza…y que es mucho mas abundante el relato sobre Jesús y su vida. Y que proporciona un mensaje mas completo de amor y de la vida de un ser al que muchos admiran y que no dudo que a lo mejor hizo y dijo, mucho mas de lo que muchos ni se imaginan.

    Saludos y Bendiciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *